El uso del vendaje en escalada con esparadrapo o tape es un gran clásico dentro del kit del escalador.

2. tape circularUno de los vendajes más extendidos que todo escalador conoce, es el que se confecciona alrededor del dedo en forma de anillo.

En principio este vendaje se acostumbra a usar con el objetivo de proteger las poleas digitales de los dedos que con frecuencia se lesionan en los escaladores. La frecuencia de su uso contrasta con la poca evidencia existente sobre su eficacia a la hora de proteger las poleas. A pesar de ello, realizar este vendaje está más que justificado si el escalador al realizarlo siente un mayor confort y seguridad al usarlo. Pero, el objetivo de este post no es hablar de este vendaje ya clásico y que todo el mundo conoce.

Para el escalador, así como para otros muchos deportistas, el uso de vendaje tiene dos funciones principales, el terapéutico, para neutralizar un movimiento y permitir la cicatrización del tejido, y el preventivo, para evitar lesiones.

 

3. tape creuEl lesionar la mano es algo frecuente en la práctica de la escalada. El hecho que la mano sea el elemento que se relaciona directamente con la roca, usando agarres cada vez más pequeños, implica que las lesiones formen parte del viaje habitual del escalador.

Algunas de estas lesiones son parte del proceso de adaptación de los tejidos capsulares, ligamentosos y tendinosos de la mano a la práctica deportiva, pero otras veces, estas lesiones mecánicamente intrascendentes son capaces de generar dolor e incomodidad, llegando a afectar directamente a la práctica deportiva, reduciendo la frecuencia, reduciendo el grado, o incluso obligando al escalador a parar.

4. ferida pellEsta situación de dolor de las estructuras de las manos puede ser gestionada simplemente con un vendaje que neutralice el movimiento que produce la molestia y/o el dolor, y que permita poder continuar escalando mientras el proceso cicatricial de la lesión va consolidando. Este vendaje terapéutico será efectivo y conseguirá resolver el proceso en unas 3 semanas siempre y cuando el escalador no consiga reproducir en ningún momento su dolor de la mano.

5. tape i feidaEl vendaje preventivo se utiliza con mucha frecuencia en escalada de fisuras para prevenir las típicas lesiones de la piel en las zonas donde mayor contacto tiene la roca con la piel. Por otro lado, existen escaladores que hacen uso de vendaje preventivo en los dedos para prevenir lesiones capsulares, ligamentosas y tendinosas. Si bien es cierto que pueden llegar a proteger dichas estructuras, no es del todo recomendable hacer un uso excesivo de estos vendajes puesto que el mismo vendaje puede inhibir el refuerzo natural de estas estructuras con el paso del tiempo y la escalada.

 

En el próximo post os mostraremos algunos de los vendajes más utilizados para dedos lesionados.

Share This